Seguramente deseas saber «¿A qué se denomina palelítico?«. El paleolítico (del griego παλαιός, Palaios, antiguo, y λίθος, líthos, piedra, «edad de la piedra tallada») es una etapa de la prehistoria los humanos caracterizada por el uso de instrumentos de piedra tallada, aunque también se utilizaban otras materias primas orgánicas (mal conservadas y poco conocidas) para construir diversos utensilios: hueso, cuerno, madera, cuero, fibras vegetales, etc.

Es el período más largo de la historia humana, ya que se extiende desde hace 2,5 millones de años (en África) hasta hace unos 10.000 aproximadamente y se divide en tres fases.

Años del Paleolítico

Años del paleolítico

  • Paleolítico inferior (2.500.000 a 200.000 años atrás)
  • Paleolítico medio (200.000 a 40.000 años atrás)
  • Paleolítico superior (40.000 a 10.000 años atrás)

Tal vez te estes preguntando «¿Cúales son las etapas del paleolítico?«. Las fases del paleolítico son:

  • El paleolítico inferior
  • El paleolítico medio
  • El paleolítico superior

Se añade una división del paleolítico adicional al final denominado como epipaleolítico.

Etapas del Paleolítico

Como mencionamos anteriormente, las etapas del periodo paleolítico se dividen en tres, a continuación explicaremos las carácteristicas de cada una:

Paleolítico inferior

Homo habilis

Homo Habilis

El paleolítico inferior es una de las fases del paleolítico o edad de piedra, y se extiende desde unos 2,5 millones de años atrás hasta hace unos 200.000 años atras.

En esta etapa paleolítica, las especies del género Homo que existieron aprendieron a fabricar utensilios de piedra y otros materiales durante este periodo fueron principalmente el Homo habilis y el Homo erectus, que reciben diversas denominaciones regionales (Sinanthropus, Atlantropa y Pithecanthropus).

Los sinántropos se extinguieron y quizás dieron origen a humanos posteriores en otros puntos del planeta, al igual que los Atlantropa.

Homo erectus

Homo Erectus

Los Pithecanthropus dieron origen a los Homo soloensis o humano de Ngandong que, a su vez, también se extinguieron, y que eran cercanos al humano de Neandertal.

El paleolítico inferior se corresponde con el Pleistoceno inferior y el Pleistoceno medio; se establece el límite entre los dos en el cambio de polaridad magnética que hubo hace unos 780.000 años, y se termina con la transición del Pleistoceno medio al Pleistoceno superior, coincidiendo con el inicio del período glacial Würm hace unos 120.000 años .

Las culturas humanas desarrolladas durante el paleolítico inferior por orden cronológico son las de olduvayense y Achelense.

Una de las carácteristicas del paleolítico inferior es que se aprecia un consumo creciente de carne proveniente de la caza.

Paleolítico medio

El paleolítico medio es un período dentro del paleolítico que abarca entre los años 40.000 y 33.000 aC. Las herramientas encontradas son más complejas que las del paleolítico inferior, ya que parten de un nódulo en el que se le da forma y pueden ser compuestas, es decir, combinadas con mangos de madera, por ejemplo.

Otra de las carácteristicas del paleolítico medio es que se encuentran evidencias de enterramiento de los muertos.

Entierros primitivos

La vegetación es a menudo de tipo tundra con pocos árboles (menos de un 10% según los análisis del polen). Empiezan a encontrarse pruebas de conservación de la comida secando la carne.

Del paleolítico medio es la mandíbula encontrada en Banyoles (Girona) que corresponde a un hombre de Neandertal clásico.

Asimismo, la mandíbula que los dos investigadores de la UB, Joan Daura y na Montserrat Sanz, recuperaron del archivo municipal de Sitges y que procede de la Cueva del Gigante de Sitges.

De la misma época es un húmero neandertal y algunos muelas encontrados en el País Vasco. Las primeras muestras de arte rupestre corresponden a finales de esta época.

Paleolítico superior

El paleolítico superior es un período prehistórico que se extiende aproximadamente entre el año 33.000 aC y el 9000 aC.

En este periodo, que coincide con los últimos episodios de las glaciaciones würmianes, se desarrollaron varias fases culturales, entre ellas, el Périgord, el auriñaciense, el solutrense y el magdaleniense.

Innovaciones en la cultura material

Una de las carácteristicas del paleolítico superior es el desarrollo de una mayor complejidad en la fabricación de herramientas, incluidos materiales como huesos tallados de animales. Se usan para las tareas de la vida cotidiana, la caza y la pesca.

Herramientas paleolitico superior Oriente proximo

Entre las innovaciones, cabe destacar en primer lugar la extensión de la talla laminar, lo que da lugar a un mayor aprovechamiento de las materias primas.

Asimismo, el ser humano remodela y adapta los sitios donde se refugia, como las cuevas o los abrigos, y emplea nuevos materiales, como el hueso, el marfil o las astas de ciervos. También comienzan las preocupaciones estéticas y religiosas.

Los nuevos artefactos, a veces, se intercambian con otros grupos, lo que sería un precedente del comercio.

Períodos climáticos

En este periodo, se alternan varios episodios climáticos, haciendo que el clima del paleolítico sea muy frío pero con otras etapas más suaves. Los períodos climáticos fueron los siguientes:

  • 33000-27000 aC, Würm II, clima frío.
  • 27000-23000 aC, oscilación de Paudorf, clima suave.
  • 23.000 a 12.000 aC, Würm I, clima frío
  • 12.000-11.000 aC, oscilación de Bollinger, clima suave.
  • 11000-10000 aC, Würm III, clima frío.
  • 10000-9000 aC, oscilación de Allerød, clima suave.
  • 9000-8000 aC Würm III, clima frío.

Después de 8000 aC postglacial, surgió el clima cálido.

Tal vez te interese...

MagmaMagma

Carácteristicas del paleolítico

Cueva de altamira

El Paleolítico se caracteriza, a grandes rasgos, por la utilización de instrumentos grandes, pesados, difíciles de manejar y, en general, mal trabajados.

Aún no han desarrollado una plena capacidad constructora.

Una de las carácteristicas del hombre del paleolítico es que es nómade, es decir, se establece en un lugar y se queda hasta agotar los recursos naturales.

El término paleolítico fue creado por el arqueólogo John Lubbock en 1865, en oposición a neolítico (edad moderna de la piedra). Ambas constituyen lo que se denomina edad de piedra (la elaboración de instrumentos de piedra establece la diferencia con la edad de los metales).

Esta cronología es conservadora y se basa en los hallazgos de la francesa Helene Roche en los yacimientos etíopes de Kada Gona (Afar, Etiopía), las primeras herramientas talladas de los que se han datado por medio del potasio-argón en 2,6 millones de ‘años de antigüedad.

El hallazgo de Dmanisi (Georgia) permite saber que los seres humanos llegaron a Oriente Próximo hace 1,8 millones de años.

En Extremo Oriente existen pruebas más o menos sólidas de una ocupación muy temprana, con yacimientos como Modjokerto (Java), o Logoluppo (China), entre otros, que superan los 1,8 millones de años.

Por último, la Sima del Elefante, del yacimiento arqueológico de Atapuerca (Burgos) y la Cueva Victoria (Murcia), permiten demostrar que la ocupación humana de Europa supera los 1,2 millones de años de antigüedad, si bien el hallazgo más antigua corresponde al cráneo de Ceprano (Italia), con cerca de un millón de años.

Estilo de vida

Cazadores del paleolitico

La forma de vida del paleolítico era muy diferente a como la conocemos hoy en dia. La economía del paleolítico se basa en la caza y la recolección, actividades con las que los hombres conseguían alimentos, leña y materiales para sus herramientas, ropa o cabañas.

Una de las principales carácteristicas de la edad paleolítica es que la caza era poco importante al principio de esta etapa, período en que predomina la recolección. A medida que el ser humano progresa física y culturalmente la caza va ganando importancia.

Tal vez te interese...

Topacio

Topacio

La alimentación en el paleolítico

Tal vez te interese saber de que se alimentaban en el paleolítico los hombres primitivos. La alimentación era diversa según los diferentes hábitats donde vivían los humanos.

Alimentacion

Fuente: Wikipedia
https://es.wikipedia.org/wiki/Archivo:Historia_de_la_dieta.png

Durante el Paleolítico los cazadores-recolectores se alimentaban principalmente de carne, pescado, vegetales de hoja, frutos secos e insectos en proporciones variadas.

Sin embargo hay pocas pruebas de la proporción relativa de alimentos animales y vegetales. Según algunos antropólogos y partidarios de la moderna dieta paleolítica, consumían cantidades significativas de carne y posiblemente la mayor parte de su alimento lo obtenían cazando.

Una hipótesis contraria opina que los humanos del Paleolítico tenían las plantas como la base de su dieta en general, o que la caza y la recolección contribuían de forma equitativa a su dieta.

Una hipótesis sostiene que se comían grandes cantidades de raíces tuberosas subterráneas antes de la llegada de la agricultura.

Las proporciones relativas de plantas y animales en la alimentación posiblemente variaban entre las regiones.

Por ejemplo en regiones tropicales africanas probablemente la dieta estaba basada en las plantas, mientras en regiones más frías como las del norte de Europa la carne predominaba.

De manera general, los pueblos paleolíticos experimentaban menos hambre y malnutrición que los neolíticos que los siguieron. Esto fue en parte debido a que el paleolíticos tenían acceso a una variedad más amplia de plantas y otros alimentos y su dieta era más nutritiva.

Muchas de las hambres del neolítico y tiempos posteriores eran causadas o amplificadas por la dependencia en un poco número de cultivos.

También es poco probable que los paleolíticos estuvieran afectados por enfermedades como la diabetes mellitus tipo 2, enfermedades coronarias y de cerebrovasculares por el hecho de comer plantas crudas y hacer mucho ejercicio.

Las legumbres formaban parte de la dieta del Paleolítico como evidencian los restos encontrados en la cueva de Kebara en Israel.

Recientemente se han encontrado pruebas del procesamiento y el consumo de cereales silvestres, antes del Neolítico hace 23.000 años. Pero no parece que se comieran en grandes cantidades de manera diaria.

Recientes pruebas arqueológicas indican la vinificación ya en el paleolítico, por fermentación de granos de uva silvestre fermentados en pieles de animales.

Los paleolíticos consumían las partes internas de los animales como hígados, riñón y cerebro. Quizás tenían un conocimiento significativo de las plantas silvestres y practicaban ya una forma rudimentaria de horticultura.

En particular las bananas y los tubérculos pueden haber sido cultivados tan pronto como hace 25.000 años en el sur de Asia.

Al final del Paleolítico parece que ya se practicaba el pastoreo y la ganadería. Por ejemplo con los renos el 14.000 aC. Los humanos también probablemente consumían plantas y hongos alucinógenos durante el Paleolítico.

Durante el Paleolítico medio los neandertales y los Homo sapiens primitivos, comenzaron a consumir mejillones y otros moluscos marinos (entre 110.000 y 164.000 años atrás).

La pesca propiamente dicha sucedió en el último tercio del Paleolítico, los peces pasaron a formar parte de la dieta en el Paleolítico medio.

Antropólogos como Tim White sugieren que el canibalismo era común antes del último tercio del Paleolítico basándose en los restos humanos encontrados. El canibalismo sería consecuencia de la escasez de alimentos. Pero podía haber razones religiosas.

Sin embargo puede haber sociedades paleolíticas que nunca practicaron el canibalismo y los restos humanos que se han encontrado con apariencia de canibalismo fue el producto de un ritual de limpieza de los huesos post-mortem o la depredación por carnívoros como leones hienas y otros.

La alimentación de nuestros antepasados habla mucho de como vivian en el paleolítico, por este motivo es muy importante conocerla.

Las utensilios y herramientas  del paleolítico

Herramientas del Paleolítico

Punzones y anzuelos primitivos

En esencia, las técnicas de fabricación de instrumentos no cambian demasiado a lo largo del paleolítico, a pesar de la multitud de culturas que se han llegado a diferenciar. Se llegó, eso sí, a un nivel de perfeccionamiento y de destreza sorprendentes.

Otra de las carácteristicas del Palelítico es que aparecen los utensilios de hueso como los punzones, las azagayas o puntas de lanza, los arpones para pescar, propulsores, agujas de coser, anzuelos, bastones perforados, etc.

Sin embargo, los utensilios de hueso tallado sólo son abundantes a partir de la aparición de los humanos modernos, en el denominado paleolítico superior.

Los utensilios de piedra también evolucionan; pero siempre se fabrican por medio de diversas técnicas de talla, sobre todo la percusión, es decir, el golpeo del núcleo (de una roca de fractura concoidea: cuarzo, cuarcita, sílex, obsidiana, etc.) con un percutor de piedra duro o de asta de cérvido para dar forma a las herramientas líticas, como lo haría un escultor.

Pica paleolitico inferior en oriente proximo

Pica del Paleolítico inferior en oriente proximo

En el paleolítico superior se llega a cortar la piedra no sólo por percusión, sino también por presión, consiguiendo así un mayor control sobre el resultado.

En cualquier caso, obtenían cortes afilados, o bien esquirlas afilados llamados lascas. En un principio se fabrican herramientas de piedra muy simples, como los cantos tallados; después aparecen los bifaces o hachas de mano, que servían para hacer de todo: cortar, cavar, romper, perforar.

Pica paleolitico Medio en oriente proximo

Picas del Paleolítico Medio en oriente proximo

Más adelante, los utensilios del paleolítico se especializan y aparecen las raederas (para curtir pieles), los cuchillos (para desollar animales), las puntas de lanza de piedra, etc.

El Paleolítico se divide tradicionalmente en tres fases (paleolítico inferior, paleolítico medio y paleolítico superior) aunque esto depende de la región del mundo en la que estemos. En cuanto a la talla de la piedra, podríamos distinguir las siguientes etapas:

En el paleolítico inferior arcaico predomina la llamada cultura de los cantos tallados, más conocida con los apelativos anglosajones: olduvayense y cultura pebble. Los humanos de estas fases obtenían unos 10 cm de corte afilado de un kilogramo de roca.

El Achelense, que es una cultura con bifaces, y sus culturas hermanas sin bifaces de Asia (pre-Soano y Soano, en Indochina, y Padjitanià, en Japón, todas del paleolítico inferior), desarrollan técnicas de talla bifacial que permiten obtener hasta 40 cm de un kilogramo de roca, que consiguen dando entre 25 y 70 veces.
Al musteriense, y en otras culturas mosteroides (del denominado Paleolítico Medio), el hombre es capaz de obtener hasta dos metros de corte de un kilogramo de roca dando más de 70 veces.

Los humanos modernos, al paleolítico superior llegaron a tal perfección que de un kilogramo de roca sacaban más de 26 m de corte, aunque tenían que darle más de 250 veces.

Herramientas paleolitico superior Oriente proximo

Herramientas del Paleolítico superior en Oriente proximo

La división del trabajo en el paleolítico

Trabajo primitivoLo más probable es que al paleolítico no exista división del trabajo ni especialización, excepto en casos que requieren habilidades especiales (el chamán, el artesano …).

Cada miembro del grupo es capaz de hacer cualquier tipo de trabajo para sobrevivir, al margen de las capacidades individuales, mayores en unos individuos que en otros.

Dado el dimorfismo sexual, es posible que haya cierta división del trabajo entre hombres y mujeres (en aquellos casos en que la potencia física es esencial, o en que la mujer está embarazada).

También es posible una división del trabajo en función de las edades. Esto, sin duda, favorece la productividad, pero no implica necesariamente una jerarquización social.

El hecho de que los hombres del paleolítico sean más fuertes que los niños, las mujeres o los ancianos no implica que estén privilegiados o tengan que ser los jefes.

Sociedad

Sociedad prehistorica

Es seguro que al paleolítico hay culturas patrilineales, matrilineales y multilineales. Pero el liderazgo no implica privilegios, ni que sean vitalicios o hereditarios.

La igualdad social es la única opción posible en una economía en la que no existen los excedentes ni se puede acumular riqueza. Por la misma razón, es ilógico el robo, la guerra o la conquista. Los datos arqueológicos parecen corroborarlo.

No hay señales de conflictos bélicos. Tampoco hay motivos, ya que la densidad de población es mínima. Se estima que el máximo poblacional es de 10 millones de seres humanos en todo el planeta.

La integración en la naturaleza es posible sólo gracias a la cohesión de un grupo igualitario en el que todos trabajan, no por propio beneficio, o por obligación, sino por voluntad y por convencimiento.

Creencias

Posiblemente, la espiritualidad aparece con los arcantrópidos, como los del yacimiento arqueológico de Atapuerca, un santuario en el que, tal vez, depositan los cadáveres en vez de abandonarlos a la intemperie.

Más tarde, los neandertales enterrarán a sus muertos con ofrendas para el más allá. Una de las manifestaciones de todo ello podría ser el arte paleolítico, que nació hace 30.000 años. Las obras de arte paleolítico están pintadas o esculpidas en las paredes de las cuevas (arte parietal) o decorando objetos de uso cotidiano (art mobiliario), sobre todo de hueso, como arpones, puntas de lanza, bastones, etc. Aún no se sabe para qué servían las obras de arte paleolítico, pero es seguro que tenían una finalidad mágica o religiosa.

La religión era, a menudo, apotropaica (protectora), o tal vez se trataba de magia simpática: la creencia en la obtención de un resultado favorable mediante la pintura rupestre. Las Venus, figuras que aparecen en el registro arqueológico del paleolítico superior, proporcionan un indicio: pueden haberse utilizado para asegurar el éxito en la caza o para lograr la fertilidad de la tierra y las mujeres. Las venus del paleolítico superior se han explicado a veces como representaciones de la Madre Tierra, similar a la diosa Gea.

Además, James Harrod las ha descrito como representantes de los chamanes más antiguos, tanto si eran hombres como mujeres.

Tal vez te interese...

Cuarzo amatistaAmatista

La evolución humana

Hay una correspondencia bastante cercana entre los períodos culturales y los tipos de humanos: el paleolítico inferior le corresponde al Homo habilis (sólo en África) y el que tradicionalmente se ha denominado Homo erectus.

El paleolítico medio, al menos en Europa y Oriente Medio, se identifica con el Hombre de Neanderthal, y el paleolítico superior y Epipaleolítico corresponde al Hombre de Cromañón.

El ser humano procede de un grupo de simios llamados hominoideos, que se dividen hace 15 millones de años: por un lado, los antropomorfos póngidos (chimpancés, gorilas y orangutanes) y, por otra, los homínidos.

Desde entonces y hasta ahora, hemos pasado por varias fases de hominización con los antepasados siguientes:

  • Los Australopitecinos: homínidos surgidos en África hace algo menos de 5 millones de años. Se alimentan de vegetales, insectos y carroña. Su aspecto es como el de un simio, aunque caminan derechos: su cerebro es muy pequeño (500 cc) y no saben fabricar herramientas. Hay varias especies, como el Australopithecus.
  • Los arcantropinos: son los primeros seres humanos. Pertenecen a varias especies (se denominan arcàntrops todos los miembros del género Homo datados en el Pleistoceno inferior y medio, anteriores a los humanos modernos). Dada la gran variabilidad que existe entre los arcantropins, los datos que ofrecemos son muy generales: su cerebro es grande: entre 700 cc y 1.100 cc. Aparecen hace 2,6 millones de años en África, y desde allí se extienden por Europa y Asia hace más de un millón de años, gracias al uso del fuego, y porque saben fabricar ropa de abrigarse, cabañas, y herramientas de piedra, madera y hueso para cazar.

El Homo habilis y el Homo ergaster son sucesivos y propios de África. Del Homo ergaster, que se extiende hacia la región paleártica, se diferencian dos ramas, una asiática y otra europea. Los restos de Dmanisi (Georgia) marcarían esta división.

En Asia, el género Homo derivó hacia el Homo erectus, que sobrevivió hasta la llegada de los humanos modernos, es decir, hasta tiempos muy recientes.

En Europa, se convertiría en Homo heidelbergensis (antecesor inmediato del neandertal). En la Península Ibérica se habla, además, de un arcàntrop de la Sierra de Atapuerca, en Burgos anterior al Homo heidelbergensis: el controvertido Homo antecesor.

Los neandertales se establecen en Europa hace 200.000 años (cuando en África ya había humanos modernos). Los neandertales se parecían al hombre actual (su cerebro también tiene 1.500 cc, pero con forma de pelota de rugby, mientras que el del hombre moderno se parece más a una de fútbol). Sin embargo, eran mucho más robustos y musculosos, con la cara más grande y con la cabeza aplastada. Son muy inteligentes y entierran a los muertos, lo que indica que creen en el «más allá».

Los humanos modernos aparecimos en África hace 200.000 años y nos extender fuera de este continente hace 50.000 años. En principio, los primeros miembros de esta especie reciben denominaciones diferentes de la nuestra, en virtud a leves diferencias físicas, a menudo se les denomina Primitivos Modernos, es decir, Homo sapiens fossilis o Hombre de Cromañón. El ser humano moderno es el primero que habitó en todo el mundo: llegó por primera vez en Australia y Oceanía por mar (en canoas) y en América desde Asia por el estrecho de Bering.

El clima en el Paleolítico

Por diversas razones (variaciones en la inclinación del eje de rotación de la Tierra, cambios en la órbita terrestre, ciclos polares, etc.), el clima del mundo ha cambiado, hasta donde sabemos, desde el Precámbrico.

Sin embargo, las glaciaciones del Cuaternario son las más conocidas. En Europa, Norteamérica y Asia Central, por ejemplo, había periodos en los que el clima era como la actual, o sea, templado (interglacial), y otros en los que el clima se parecía al que ahora en Siberia, Groenlandia o Alaska, es decir, una media 10 o 12 grados más baja (glaciaciones) -, durante los cuales se vivía como viven ahora los esquimales.

Aunque las glaciaciones siguen siendo una referencia obligada a la hora de fechar los acontecimientos del paleolítico, actualmente están en revisión. La razón principal es que son episodios mal fechados y sin correlación entre los períodos glaciares de los diferentes continentes, sobre todo entre las glaciaciones clásicas de Centroeuropa, las del Mediterráneo y las del Atlántico. Sigue siendo arriesgado hacer afirmaciones.

En el hemisferio norte el casquete polar permanente superaba el paralelo 50 en los periodos de máxima glaciación. Se sabe que las glaciaciones afectaron también los Andes y que la Patagonia se cubrió de una capa permanente de hielo. También hay glaciares extintas de la época Pleistocena en las montañas más altas de África central, Nueva Zelanda y otras zonas de Oceanía.

En las zonas donde no hubo episodios de glaciaciones, al menos en África, hubo episodios de mayor humedad llamados pluviacions; aunque no son muy conocidos.

Sin embargo, es posible encontrar un sistema más preciso para medir las variaciones climáticas a escala global, al menos desde hace unos 700.000 años, gracias a las llamadas curvas de paleotemperatures de isótopos del oxígeno. Según este sistema, el oxígeno de los océanos, concretamente algunos de sus isótopos (16O y 18O), varían su proporción.

Dado que tales isótopos quedan atrapados en las conchas de animales marinos (foraminíferos), es posible calcular las variaciones por medio de sondeos estratigráficos submarinos. El más utilizado es el V28-238 del Pacífico, pero también los hay en el Mediterráneo.

Se pueden tomar medidas similares por medio de los isótopos de deuterio (δD), que también reflejan la cantidad de 18O en las conchas de foraminíferos, pero, en este caso, en sondeos practicados en los casquetes polares.